Cruz Roja Juventud reivindica la generación más preparada de la historia

11 agosto, 2022

  • “Aguantamos precariedad laboral, explotación, contratos parciales, pero seguimos buscando la forma de salir adelante”
  • 12 de agosto: Día Internacional de la Juventud

11 de agosto de 2022. Cruz Roja Juventud desmiente el mito “irresponsable” relacionado con los jóvenes de hoy en día y reivindica, en el marco del 12 de agosto, Día Internacional de la Juventud, su papel en la sociedad donde se posicionan como la generación más preparada de la historia, que cuenta con más mujeres formadas que cualquier otra generación, o especialmente vinculada y preocupada por el cuidado del medio ambiente y los problemas sociales.

En Cruz Roja Juventud en el País Vasco son más de 430 los voluntarios y voluntarias que pertenecen a la sección juvenil de la organización, “una red de apoyo, y un espacio para realizar acciones distintas, ayudándonos y cuidándonos”, destaca Eneko Kanpandegi, director de Cruz Roja Juventud.

La juventud actual ha sufrido ya dos crisis económicas, una pandemia, una crisis energética, la inflación global, y una guerra que afecta a todo el mundo, “pero esta generación es solidaria y está concienciada con un planeta más sano y una sociedad más justa, por eso desde Cruz Roja Juventud seguiremos impulsando este cambio”.

Animando a quienes “forman parte” de este colectivo, “tomen parte” en este movimiento y se sumen a Cruz Roja Juventud, la Organización no olvida en este día que los y las jóvenes de hoy en día “aguantamos precariedad laboral, explotación y contratos parciales, pero seguimos buscando la forma de salir adelante”, así, recuerdan que la edad media de las personas que emprenden en el país está entre los 25 y los 34 años, se adaptan fácilmente a la realidad digital en un mercado de trabajo que en 2030 se prevé condicionado a la tecnología y donde un 85% de los puestos que existirán aún no se han inventado.

Del mismo modo, estos jóvenes luchan para frenar el cambio climático, participa en discursos contra la violencia armada, sacrifica su propia libertad para defender otras mayores, y defiende el feminismo y los derechos LGTBIQ+, sin olvidar su lucha contra el acoso escolar, el odio en redes, la defensa y concienciación sobre la salud mental, la diversidad y el acceso al juego y la educación de todos los niños y niñas.